¿Quieres jugar conmigo?

Un cocodrilo triste porque nadie quiere jugar con èl; todos le temen. Hasta que aparece un cocodrilo aún más grande que él y al esconderse de él descubre que éste se queda triste por lo que decide jugar con él. Un libro en pop up donde encontrarás diferentes animales...

Pin It on Pinterest